Información para Profesionales de Turismo
Texto
Tendencias
PLOVDIV Y MATERA. Capitales europeas de la cultura 2019

La búlgara Plovdiv y la italiana Matera fueron las ciudades elegidas para encarnar este rol en el presente año, oportunidad en la que difundirán sus espléndidos atractivos a través de una amplia oferta de eventos.

Gracias al nombramiento como capitales europeas de la cultura, numerosas ciudades del Viejo Continente han incrementado notablemente la actividad turística y hasta han ingresado en el listado de destinos que indefectiblemente desean conocer visitantes de todo el mundo durante su estadía.

Para este año, las elegidas han sido Plovdic, en Bulgaria; y Matera, en Italia, que ya concretaron sus celebraciones de apertura y se aprestan a desarrollar una extraordinaria oferta de actividades y eventos culturales.

 

UNA PERLA EN TRACIA.

Ubicada a 150 km. de la capital del país, Sofía, Plovdiv es la segunda ciudad más grande de Bulgaria (350.000 mil habitantes) y una de las más antiguas de Europa.

Está situada en la región de Tracia, a orillas del río Maritsa, en el sur del país. Construida entre seis colinas, cuenta con una gran cantidad de monumentos arqueológicos, museos, galerías de arte, parques y jardines, además de un encantador y colorido casco antiguo.

Un atractivo excluyente es el teatro romano, que junto con el Antiguo Estadio o los restos del acueducto conforman los principales restos del antiguo imperio.

Asimismo, existen numerosos e interesantes edificios religiosos como las iglesias de San Constantino y Santa Helena, Santa Marina, Santa Nedelya, Santa Petka y Santa Madre de Dios, todas de estilo arquitectónico ortodoxo. También hay mezquitas pertenecientes al período de dominación otomana.

Plovdiv es una ciudad ideal para recorrerla caminando, disfrutando de sus calles empedradas, la peatonal principal Príncipe Alejandro I, con sus hermosos edificios de estilo neobarroco; y los acogedores cafés y restaurantes. Otros dos sitios de alto interés son el monasterio de Bachkavo, ubicado a unos 30 km.; el Museo de Arqueología, y la colina Nebet Tepe, donde se fundó la antigua ciudad y desde donde se puede disfrutar de una espléndida vista panorámica.

En cuanto al programa, diseñado bajo los lemas de "Diversidad" y "Nosotros somos todos los colores", incluye casi 500 eventos hasta fin de año, muchos de ellos propuestos por los propios ciudadanos.

Está dividido en cuatro plataformas temáticas: “Fusión”, “Renacer”, “Relajación” y “Transformación”, todas relacionadas con las características de la ciudad, su patrimonio cultural, sus comunidades, y su historia.

En ese sentido, la iniciativa “Fusión” incluye la construcción temporal de un puente sobre el río Maritsa para unir a Stolipinovo, un barrio habitado mayoritariamente por gitanos, con el resto de la ciudad.

Por otro lado, un grupo de jóvenes de dicho distrito serán protagonistas de una obra de la compañía italiana Gommalacca Teatro.

Dentro de la plataforma “Relax”, dedicada a la música, se celebrará en marzo el Brexit Blues, un festival con la participación de 500 artistas de Bulgaria y el Reino Unido.

En tanto, “Transformación” tiene como finalidad asegurar que la capitalidad cultural se prolongue más allá de 2019, mientras que “Renacimiento” se centrar en aprovechar las influencias europeas que llegan a Bulgaria.

A la vez hay una muestra con una colección de fragmentos originales del Muro de Berlín, de cuya caída se cumplen 30 años en 2019; además de poder visitarse un valioso tesoro que permanecía enterrado y que fue recuperado recientemente: una enorme basílica paleocristiana, con 2.000 m² de espléndidos mosaicos.

Todo esto, claro, junto a múltiples exhibiciones, conciertos, lecturas, ciclos de cine, ópera y obras de teatro.

 

EL ENCANTO HECHO DE PIEDRA.

Con 60.000 habitantes –y situada en el sur de Italia, en la región de Basilicata– Matera es una ciudad y municipio, capital de la provincia homónima, cuyo territorio ha sido habitado ininterrumpidamente durante ocho milenios. Prueba de ello son sus magníficas grutas del Paleolítico, sus iglesias rupestres y sus edificaciones y campanarios del Alto Medievo.

Enclavada en un cañón excavado, cuenta con un bellísimo casco antiguo en el que las casas están construidas en la roca caliza (se las conoce como “sassi”) y, junto al conjunto de las iglesias rupestres, han sido declaradas por la Unesco Patrimonio de la Humanidad en 1993.

La ciudad encierra distintas zonas relacionadas a diferentes épocas: la más antigua está en el barrio Civita, que por sus características morfológicas puede considerarse una fortaleza natural; el área medieval y renacentista se encuentra a lo largo de “il Piano”, al borde de los “sassi”; y, además, hay una ciudad nueva, con modernos edificios, prósperos comercios, pubs, restaurantes y hoteles.

Debido a su tan particular belleza y fisonomía, Matera ha sido escenario de numerosas películas locales e internacionales, tal el caso de “El Evangelio según San Mateo”, de Pier Paolo Pasolini (1964); “La Pasión de Cristo”, de Mel Gibson (2004); “Ben-Hur”, de Timur Bekmambetov (2016); y “Mary”, de Abel Ferrara (2005); entre otras.

Uno de los atractivos salientes es la catedral local (“Duomo”, de 1270), dedicado a Santa María della Bruna, de estilo románico apuliano y con un campanario de 52 m.

Hay muchas otras iglesias y monasterios que se remontan a diversos momentos de la historia del Cristianismo: San Giovanni Battista, construida en el 1233, en estilo románico: San Francesco d'Assisi (siglo XIII). reconstruida casi completamente en 1670 en estilo barroco; Santa Lucia alle Malve, con frescos del siglo XIII y Santa Barbara, por sólo nombras algunas. Esta zona de las iglesias rupestres se encuentra incluido en el área protegida conocida como el Parco archeologico storico-naturale delle Chiese rupestri del Materano.

Otro atractivo excluyente es el castillo Tramontano.

Para celebrar la capitalidad de la cultura se ha organizado un atrayente programa cultural que contempla recorridos gastronómicos y vitivinícolas, visitas a los castillos medievales cercanos; cuatro relevantes exposiciones, incluida la primera investigación significativa sobre la historia de la arquitectura rocosa; visitas a las principales casas cueva y lugares de culto en roca; y un circuito recorrido literario, entre tantas otras actividades. Serán al menos cinco eventos diarios durante 48 semanas, siempre bajo la consigna “Futuro Abierto".

 
ARGUMENTO DE VENTAS

Plovdiv y Matera se presentan como dos tentadores destinos tanto por ser capitales europeas de la cultura, y por ello contar con una atrayente oferta de eventos, como por su belleza. Pero a la vez representan una gran oportunidad para conocer dos destinos que se salen de los circuitos tradicionales y permiten ensanchar el conocimiento del Viejo Continente.