Información para Profesionales de Turismo
Texto
Actualidad
IPW 2019. El Super Bowl del turismo estadounidense

La ciudad californiana de Anaheim está recibiendo a una nueva edición del mayor generador de negocios turísticos de la Unión americana, donde se espera que los más de 6.000 delegados presentes de 70 países cerrarán tratos que se traducirán en futuros viajes por US$ 4,7 mil millones.

 

Especial desde Anaheim, California. Doce años atrás, la ciudad elegida por Walter Elias Disney para levantar su primer parque temático (Disneyland, en 1955), recibió por primera vez en su historia a un International Pow Wow. La misma sede que desde el 1° de junio pasado le dio la bienvenida al ahora llamado IPW para celebrar su 51° edición. Y lo hizo con toda su fuerza, dispuesto a potenciar más que nunca los arribos turísticos a Estados Unidos.

Con el sello inconfundible de la U,S. Travel Association, organismo privado sin fines de lucro que defiende los intereses de la industria, y el patrocinio de Brand USA, la entidad oficial de marketing turístico internacional de Estados Unidos, el evento atrajo a más de 6.000 delegados de 70 naciones.

Las jornadas comerciales están tenido lugar hasta el miércoles 5 en el Orange County Convention Center, el mayor complejo en su tipo de la Costa Oeste estadounidense. Con 104 mil m² de espacios funcionales y un estadio para 7.500 personas, esta joya del segmento MICE luce impecable gracias a una reciente inversión de US$ 190 millones en ampliación y mejoras.

El evento social de apertura, en tanto, se materializó en el mayor ícono turístico de Anaheim, Disneyland, a pocos días de la apertura oficial de una nueva área temática dedicada a Star Wars, con el parque cerrado en exclusiva para los asistentes al IPW.

Según datos dados a conocer por la U.S. Travel Association, en 2018 la Unión recibió a 80 millones de viajeros, cifra que representa un aumento del 4% respecto al año anterior y un impacto económico directo de US$ 256 mil millones. Así, junto al potente tráfico doméstico (2,3 mil millones de viajes de placer y corporativos), queda conformada una actividad responsable por la recaudación de US$ 2,5 trillones y el establecimiento de 15,7 millones de puestos de trabajo.

Estos números explican claramente la importancia que tiene el IPW para la industria. Más aún ahora. Como lo subrayó Roger Dow, presidente y CEO de la citada Asociación, “este es el momento de dar la bienvenida a más visitantes internacionales a Estados Unidos, cuyos gastos permitirán reducir nuestro déficit comercial, una oportunidad que no hemos podido capitalizar en los últimos dos años”, en clara alusión a la política exterior impulsada por la administración Trump.

“Estamos abiertos a los negocios y abiertos a los viajes, añadió. De hecho, son dos cosas iguales. Y como los viajes ´Made in the USA´ son un clave para achicar ese déficit, nuestra organización reafirma su compromiso de facilitar los arribos internacionales apoyando las acciones de Brand USA y, al mismo tiempo, promoviendo las afiliaciones de viajeros al programa de ingreso al país Global Entry, buscando que más países puedan sumarse al Visa Waiver Program, mejorando aspectos generales de infraestructura e invirtiendo en nuestros parques nacionales.”

“Lo cierto, sostuvo Roger Dow, estamos trabajando con funcionarios del sector privado y líderes de la industria, para que los viajes a Estados Unidos sean una prioridad nacional y que todos quienes nos visiten se puedan sentir seguros y bienvenidos.”

Según un estudio de la consultora Rockport Analytics, se espera que las tres intensas jornadas de negociaciones del IPW se traducirán en un impacto económico de US$ 4,7 mil millones para futuros viajes a la Unión que atraerán a 8,8 millones de visitantes.