Información para Profesionales de Turismo
Texto
Actualidad
El “mejor semestre de la historia” según la SecTur

De la mano de la megadevaluación hubo un 9,7% más de turistas ingresando al país que en el mismo período de 2018. Por su parte, el emisivo internacional generó 414 mil viajes menos por avión al exterior en el primer semestre de 2019.

En medio de la disparada del dólar, la pérdida inédita de valor de las empresas argentinas y una incertidumbre económico-política como hace tiempo no se vivía, la Secretaría de Turismo de la Nación envió el martes pasado un comunicado festejando “el mejor semestre de la historia”. Claro que -al margen de la falta de tacto- se refería a la marca histórica de 3,7 millones de turistas extranjeros que ingresaron a Argentina en los primeros seis meses del año. Esto significa que de la mano de la megadevaluación hubo un 9,7% más de visitantes ingresando al país que en el mismo período de 2018.

Seguramente, la devaluación iniciada la semana será otro “anabólico” (como le gusta llamarla a los funcionarios de Suipacha 1111) para seguir generando nuevos records para festejar…

 

EN DETALLE.

De ese total, 1,5 millones correspondieron a arribos por vía aérea, “marcando también el mejor semestre de la historia para los aeropuertos de todo el país con un incremento interanual del 20,8%”, informó la SecTur.

En tanto que 580 mil viajeros llegaron por vía fluvial/marítima y 1,6 millones lo hicieron por tierra.

Lo que no varía es que la clave del éxito sigue estando en los mercados regionales, los primeros que reaccionan a cada devaluación. De hecho, los dos dígitos de 2019 se explican en buena medida por el crecimiento de un 43,3% y 33% de los arribos de brasileños a través de Ezeiza y Aeroparque en el primer y segundo trimestre, respectivamente. En total, de enero a junio 714.995 turistas brasileños visitaron el país (2 de cada 10).

Algo similar pasó con Chile, que arrancó el año con un 35% más de viajeros por Ezeiza y Aeroparque.

Los mercados claves para el receptivo de Argentina por nivel de gasto y estadía (Europa y Estados Unidos) también crecieron, pero a un ritmo mucho menor. Los provenientes del Viejo Continente fueron en el segundo trimestre un 6,4% más que en 2018, mientras que los del país del norte de América y Canadá no superaron el 3% de alza en la comparación interanual. De hecho, pese a que vienen más, el gasto en dólares es menor (un -4% en ambos casos).

En cambio, las divisas dejadas por los provenientes de la región arribados en avión aumentaron considerablemente en el segundo trimestre: Chile, 49,5%; Uruguay 115,7% y Brasil, 18,1%. 

 

EL EMISIVO NO LEVANTA.

Desde junio de 2018, cuando la megadevaluación del dólar empezó a impactar en las estadísticas oficiales, el emisivo no ha tenido respiro en su crisis. Aunque hubo una leve ralentización de su desplome, en lo que va del año viajaron un 16,2% menos de argentinos al exterior.

De todos modos, los números de enero a junio muestran con bastante precisión la magnitud del desplome: respecto al mismo período de 2018 fueron 414 mil viajes menos por avión al exterior en apenas 180 días, o sea, 2.300 salidas al exterior menos por día.

Es interesante el dato según el cual en el segundo semestre los viajes por vacaciones al exterior se desplomaron un 22,3%, mientras que los que tenían por fin los negocios subieron un 22%.

 
En números

38% aumentó la cantidad de visitantes brasileños por vía aérea en lo que va del año.

9,7% se incrementó el número de turistas del exterior que llegaron por todas las vías en el primer semestre.

414.100 argentinos menos viajaron al exterior en avión en lo que va de 2019 respecto el mismo período de 2018.

-22,3% cayeron los viajes al exterior por vacaciones/ocio entre enero y junio de 2019 respecto al mismo período de 2018.